Porqué retrocedimos en 4 años

El presidente Enrique Peña Nieto prometió medidas de austeridad, un presupuesto base cero y programas para reducir gasto, burocracia y corrupción. En 2013 aumentó impuestos con la excusa de compensar la baja del petróleo, frenar el déficit y la deuda.

Al analizar los resultados de su gobierno del 2013 a 2016, encontramos que no hubo ninguna medida real de austeridad. El primero en gastar más fue el señor Presidente. Tan solo el año pasado erogó 85% más que lo presupuestado. La presidencia se convirtió en la primera dependencia que dio ejemplo de derroche, no de austeridad, como debería haber sido.

La administración de Pemex fue un desastre: más deuda, más gasto, compra de empresas chatarra con sobreprecios, más burocracia, más corrupción y menos producción. A los gobernadores priistas que cooperaron con el PRI para ganar elecciones, se les dio licencia para robar.

El saldo, que fundamento con datos duros en el libro EPN: EL RETROCESO, fue un aumento de los desequilibrios del sector público y el dejar la economía a merced de los vaivenes de la economía internacional y de los twitters y declaraciones de Trump. En el libro demuestro que si hubieran mantenido el gasto sin aumentos, podrían haber terminado el 2016 con un superávit en las finanzas públicas.

El gobierno gastó cientos de millones por arriba de lo presupuestado por el Congreso. Si hubieran limitado su gasto a lo aprobado por la Cámara de Diputados, tendríamos menos déficit, deuda, inflación y devaluación. No hubiera habido necesidad de gasolinazos y aumentos de la luz.

Recaudó más impuestos que los esperados y Banxico le trasmitió alrededor de 600 mil millones de pesos, pero EPN no aprovechó esos ingresos para equilibrar las finanzas públicas, sino para gastar más. Desperdició las oportunidades que tuvo para mejorar la economía, como pruebo en el libro.

Parece que ningún colaborador tuvo el valor de decirle al Presidente que iba mal y que el derroche, empezando por el de la presidencia, es el origen de la inflación, devaluación, mayor deuda y bajo crecimiento, no factores externos.

Twitter:@luispazos1

Visto: 74